Agua mineral: ¿Es buena para la salud?

Agua mineral: ¿Es buena para la salud?

Hay bastante debate entre científicos y expertos en salud sobre los diferentes beneficios de los minerales en el agua. La respuesta es clara, pero a lo mejor es diferente de lo que esperabas. Antes de nada, vamos a estudiar los aspectos básicos de los minerales y del agua mineral.

Minerales

Los minerales son sustancias inorgánicas (como las rocas, por ejemplo) que se encuentran en los estratos terrestres. Cuando hablamos de sustancias orgánicas, sin embargo, nos referimos a materia vegetal o animal.

Como las vitaminas, los minerales ayudan al cuerpo a crecer, desarrollarse y mantenerse sano. El cuerpo utiliza minerales para llevar a cabo distintas funciones, desde la creación de huesos resistentes hasta la transmisión de impulsos nerviosos. Algunos minerales se utilizan incluso para crear hormonas o para mantener un ritmo cardíaco estable.

Pero existen diferentes tipos de minerales. Algunos son muy saludables para el cuerpo humano, como el calcio, el magnesio, o el potasio. Otros, como el plomo, el arsénico o el bario, son menos recomendables. 

Agua mineral

Los minerales descritos arriba se pueden encontrar en el agua mineral y en agua del grifo cuya fuente original son las montañas, ríos, aguas subterráneas o acuíferos. Sin embargo, están presentes en mucha menor medida en agua cuya procedencia inicial es la lluvia o el mar (potabilizada a través de un proceso de desalinización).

Sí, lo has leído correctamente, el agua del grifo puede contener tantos minerales como el agua mineral. Esto quiere decir que podrías estar obteniendo agua mineralizada de manera casi gratuita a través del grifo de tu casa.

Sin embargo, la cantidad y el tipo de minerales que contiene tanto el agua del grifo como el agua embotellada depende de la fuente original y del proceso de potabilización que haya seguido. Por ello, merece la pena revisar el informe de agua local (en el caso del agua del grifo) y la etiqueta de las botellas antes de comprar agua.

Agua mineral: ¿Es buena para la salud?

Beneficios del agua mineral en la salud

Entonces vayamos de nuevo a la pregunta inicial: ¿Es el agua mineral buena para la salud?

Si bebes dos litros de agua al día, podrías obtener entre 10 y 15% de la dosis diaria recomendada de calcio y hasta un tercio de la dosis recomendada de magnesio simplemente a través del agua.

Por ello, investigadores de la Organización Mundial de la Salud alertan sobre los riesgos de beber agua desmineralizada: «Hay suficientes evidencias para confirmar las consecuencias de beber agua deficiente en calcio o magnesio. Muchos estudios muestran que el agua rica en magnesio está relacionada con menores probabilidades de padecer enfermedades cardiovasculares» (cita traducida del inglés.) Ver original aquí.

Esto se contradice con lo que muchos autodenominados expertos en agua o expertos en filtros de agua indican sobre los beneficios de beber agua purificada con un TDS (total de sólidos disueltos) bajo. También implica que algunos sistemas de filtrado que eliminan los minerales del agua como la ósmosis inversa, el agua destilada y algunas aguas embotelladas de mineralización débil podrían no ser tan saludables. Conoce más sobre por qué TDS no es una manera óptima de medir la calidad del agua aquí.

Existen evidencias similares de estudios en Israel sobre el agua desalinizada que indican que la ausencia de magnesio en el agua de grifo podría provocar deficiencias dependiendo de la dieta que lleven las personas.

Pero la consumición de agua con minerales no es la única manera de obtener estas sustancias inorgánicas beneficiosas. Por ejemplo, el calcio se puede obtener fácilmente a través de productos lácteos o frutas y verduras.

El agua mineral embotellada

No existen evidencias científicas que indiquen que el agua embotellada sea más saludable que el agua del grifo en los casos en los que ambas tengan un contenido similar de minerales.

Para conocer el contenido en minerales del agua de tu grifo, puedes revisar tu informe de agua local. Si vives en Barcelona, lo puedes encontrar aquí. En el caso del agua embotellada, puedes mirarlo en la etiqueta. Si el agua no contiene la cantidad mínima recomendada de calcio (20 mg/l) o magnesio (10 mg/l), asegúrate de que estás obteniendo estos minerales de alguna otra forma.

¿Y si no me gusta el sabor del agua de grifo?

Si quieres beber agua del grifo como fuente de minerales pero no te gusta su sabor, puedes utilizar un filtro de agua como TAPP 1, que absorbe más de 70 contaminantes como el cloro, metales pesados y pesticidas, pero deja pasar los minerales y deja un buen sabor.

Fuentes adicionales (en inglés):

Share this post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin
Share on email

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *