¿Por qué utilizar un filtro de ducha? Cloro en el agua

¿Por qué utilizar un filtro de ducha? Cloro en el agua

La mayoría de nosotros nos duchamos al menos una vez al día con la creencia de que es bueno para nuestra salud y belleza.

Aunque hay evidencias científicas limitadas sobre que el cloro en el agua potable sea malo para la salud, esto es más evidente al hablar de la ducha. Incluso los profesionales de las empresas de agua municipales admitirían los riesgos con duchas de agua caliente, ya que el agua vaporiza el cloro y forma THMs, una sustancia cancerígena. Hay una serie de efectos secundarios asociados a la ducha con agua clorada, incluyendo:

  • Piel seca o irritada
  • Pelo frágil, seco o encrespado
  • Pérdida de cabello
  • Ojos rojos o irritados
  • Senos nasales irritados

Lo más preocupante sin embargo es la formación de THMs. Cuando el cloro reacciona con la materia orgánica en el agua caliente se forman subproductos desinfectantes, p. Trihalometanos (THM), de los cuales al menos uno puede ser cancerígeno de entre todos los que forma. Existen múltiples estudios en todo el mundo han puesto este asunto bajo estudio, pero las investigaciones sobre el riesgo aún no son concluyentes. Mientras tanto, es probablemente mejor prevenir que curar. Estas sustancias son especialmente peligrosas para niños y mujeres embarazadas. Encuentra más detalles en la sección de hechos y mitos.

Ducharse con agua con cloro también puede ser perjudicial para las personas que tienen condiciones preexistentes de la piel como eccema, psoriasis o rosácea. Eliminar el cloro del suministro de agua reducirá el riesgo de desarrollar alguna enfermedad de este tipo, así como mejorar la apariencia de tu piel y de tu pelo.

Algunos estudios muestran efectos similares a los de la exposición extensa al sol. EPA (la Agencia de Protección de Energía de EE.UU.) lo formula de la siguiente manera: “los subproductos del cloro desencadenan la producción de radicales libres en el cuerpo, causando daño celular, y son altamente cancerígenos“.

Ten en cuenta que nos hemos centrado en el cloro, pero la cloramina utilizada por algunos proveedores de agua pública genera los mismos riesgos.

En conclusión, si el agua donde vives presenta cloro o es muy dura entonces puedes querer considerar el uso de un filtro de agua.

¿Es el agua de donde vives segura para ducharse? Descubre cómo es el agua en España Europa y cómo leer el informe de agua.

Escucha nuestro post

Share this post

Share on facebook
Share on twitter
Share on linkedin

Dejar un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *